Perdiendo El Peso Que Ganaste

Mucha gente que ha dejado de fumar nos ha dicho que sus cerebros muchas veces confunden los antojos de nicotina por antojos por hambre, por lo tanto lo que hacen al principio es comer muchos tentempiés. Bueno, claro que el ejercicio puede ayudarte a combatir el incremento de peso, pero también lo puedes lograr comiendo bien. Aquí hay algunas ideas acerca de cómo hacerlo. Puedes hablar con tu doctor para obtener más ideas. Y muchos miembros de nuestra Comunidad EX están compartiendo información acerca de cómo dejaron de fumar sin subir de peso.

Toma toneladas de agua para que te sientas lleno.

Ingiere tantas frutas como verduras quieras.

Si quieres algo crujiente, consume zanahorias pequeñas, una manzana, palomitas de maíz bajas en grasa o galletas. Elige productos lácteos bajos en grasa o sin grasa.

Cambia a panes y cereales de trigo entero.

Mantén tu boca ocupada mascando goma de mascar sin azúcar.

Mantén tus manos ocupadas con algo más que comida.

Evita el alcohol. Es un detonador peligroso y muchas bebidas están cargadas de calorías.

Date un premio de vez en cuando. Hay muchos postres bajos en calorías en tu tienda. O bien, consúmelos pero en cantidades pequeñas.